ENTRENADOR PERSONAL EN VALENCIA PARA NO ARREPENTIRSE DE LOS HELADOS DEL VERANO

Llega el verano a Valencia, y el gimnasio se hace cuesta arriba. Pero esas cervecitas y esos heladitos el chiringuito hay que mantenerlos a ralla si no queremos que nos superen cuando llegue septiembre. ¿Cómo controlar la dieta veraniega y mantener un cuerpo 10? Tu entrenador personal en Valencia.

El tip más importante para realizar ejercicio en verano es no dejarse llevar por la pereza. El plan perfecto es contar con un entrenador personal unos tres días a la semana para realizar una tabla de ejercicios y activar todos los músculos del cuerpo.

Hay que aprovechar el buen tiempo para realizar deportes al aire libre, aunque el gimnasio en Valencia sigue teniendo las mejores condiciones y sin excesos de temperaturas. Tampoco debemos estresarnos, debemos descansar y reponernos del desgaste físico al que nos sometemos durante todo el año para evitar sobrecargas musculares.

El entrenador personal debe alcanzar un equilibrio entre ejercicio, descanso y dieta. Con el calor mediterráneo, las mejores opciones son las ensaladas sin aliños contundentes, las carnes y verduras a la plancha y la fruta fresca. También los helados de hielo. Hidratarse es esencial. Beber de 2 a 2,5 litros de agua o bebidas naturales al día, ayudará al organismo a defenderse ante el calor recuperando lo que sudamos.

Algunos ejercicios que pueden ayudar a conservar tu cuerpo 10 son:

· Las planchas, perfectas para trabajar el abdomen. Si eres principiante, mejor empezar por 15 segundos e ir subiendo hasta los 60. Repetir cuatro veces con descansos de entre 15 y 20 segundos.

· El perro, para trabajar abdomen, brazos, glúteos y piernas. Deberíamos completar cuatro veces 10 repeticiones con cada pierna y 10 segundos de descanso entre cada serie.

· Lunges: las rodillas nunca deben superar la punta de los pies en cada flexión para evitar lesionarnos. El reto es completar cuatro series de 20 repeticiones.

· Fondos: las flexiones ayudan a tonificar hombros, brazos y pectoral. Los novatos pueden empezar apoyando las rodillas. El reto es completar cuatro series de 20 repeticiones tranquilamente.